9/3/10

El club de los sábados

Dos sábados al mes nos reunimos en el Starbucks de la calle San Vicente. Nos tomamos un café calentito o un chocolate (en mi caso) y charlamos de cómo de avanzadas o no, van nuestras labores. Algunas tejen, otras hacen fieltro, otras hacemos ganchillo. Todo empezó con Ana, y gracias a ella he conocido a personas encantadoras que hacen unos trabajos preciosos. Gracias...!

7 comentarios:

marisa dijo...

¡qué foto más bonita!

por cierto... ¡nos vemos el sábado! ;-)

nazapank dijo...

qué ternura!!
(me encantan los cafés de Starbucks)

Mar Villar dijo...

Jeje, que bonito!! :)
Besos!!

Ía dijo...

Eres tan pomposa como una madeja de lana ^^

Anónimo dijo...

gracias a tí, por ser como eres.
Susi.

Pirusca dijo...

Jo, qué chuli, ahora tengo envidia envidiosa!

blau dijo...

pues vente...! ^ ^